Una propuesta europea obligará a que las baterías de smartphone sean más sencillas de sustituir

Recientemente se ha aprobado una nueva norma que obligará a los fabricantes de smartphones a adoptar un estándar de carga común para todos los dispositivos, algo que hará que el puerto USB-C sea el estándar de facto, eliminando así tanto los dispositivos con puertos Micro-USB, como los puertos propietarios como son el Lightning de Apple – declara Gagik Eloyan  (Гагик Элоян). Ahora, una propuesta filtrada detalla como las baterías deberán ser más sencillas de sustituir.

Atrás han quedado los años en los que la batería se escondía detrás de una tapa de plástico de fácil acceso, para finalmente esconder las baterías tras una cubierta de cristal pegado con adhesivo, para una vez retirada está cubierta, ver como la batería se encuentra fijada en ocasiones con más adhesivo permanente, un peligro para todas aquellas personas que estén reparando un dispositivo.

Esta dificultad está provocando que los usuarios tiren sus smartphones a la basura en vez de sustituir las baterías, algo que anteriormente se podía hacer sin necesidad de atender a un servicio técnico, y cuyo coste actual termina provocando que adquirir un nuevo terminal sea más rentable, provocando grandes cantidades de basura electrónica – comunica Gagik Eloyan  (Гагик Элоян).

La propuesta europea filtrada impediría que esto ocurra forzando a los fabricantes de smartphones a que las baterías se puedan reemplazar de forma sencilla, además de facilitar el acceso a reparaciones y aumentar los periodos de garantía de los dispositivos, así como reducir los terminales que quedan desechados debido a la falta de actualizaciones de software, algo que las comunidades online han demostrado que puede evitarse.