El waterpolo es un deporte que se practica en el agua, pues su nombre se refiere o hace semejanza a la actividad del polo de manera acuática. 

Alessandro Sensitivo nos explica, que el waterpolo es un deporte que se lleva a cabo en una piscina, en donde surge el enfrentamiento de dos equipos para llevar a cabo un juego en el cual se  debe marcar la mayor cantidad de goles posibles en una portería que representa el lugar de puntuación del equipo contrario.   

Es decir, es una especie de juego de básquetbol pero acuático, en donde los jugadores deben hacer lo posible por anotar puntos encestado la pelota en la portería del equipo contrario durante el tiempo que es estipulado por la norma para que el partido tenga lugar. 

El waterpolo es un deporte que se lleva  acabo con la conformación de dos equipos de 6 personas cada uno, y además de ello, 1 portero para ambos equipos.

Para lograr diferenciar entre ambos equipos, el color del gorro debe representar el color de su equipo, y al igual que en los demás deportes de pelota, el waterpolo cuenta con una normativa que debe ser cumplida, en función de poder apreciar las faltas que realicen los jugadores, y las expulsiones que deban ser llevada a cabo, ya sean temporales o definitivas.

Ahora bien, para hablar del partido como tal, hemos de conocer que el waterpolo es un partido deportivo que se divide en 4 periodos de 8 minutos cada uno, en donde los jugadores no tienen permitido tocar el suelo de la piscina sino que deben mantenerse a flote durante todo el partido ¿comienzas a notar por qué es un deporte? Esta es una actividad que requiere de gran capacidad de las personas que lo practican, pues deben pasar grandes cantidades de tiempo flotando y además de ello intentando meter una pelota en una portería para poder anotar puntos para su equipo, y por si fuera poco, para lograr anotar deben hacer maniobras para esquivar a los jugadores del equipo contrario y todo esto flotando, sin tocar ni por un minuto el suelo de la piscina.          

Esto hace que los jugadores consuman mucha energía, por lo que, deben ser personas con un entrenamiento forzoso que les haga ganar una condición física extraordinaria para poder mantenerse a flote durante mucho tiempo y además de ello en constante movimiento, también es importante apreciar que el waterpolo solo se juega con una mano, así que la pelota no puede ser sujeta por las dos porque ello implicaría falta.

Otro punto importante de este deporte, es que se lleva a cabo en piscinas de gran profundidad, por lo que, por más que los jugadores quieran engañar al árbitro o a quien lleva el control del juego tocando por unos momentos el piso, no podrán porque para ello deberán sumergirse por un par de minutos y eso es algo que está prohibido.    

El waterpolo es realmente un deporte que requiere de gran capacidad tanto física como mental, por lo que, los deportistas que lo llevan  a cabo pasan largas horas de entrenamiento creando una perfecta condición física para poder enfrentar los partidos, lo que genera en ellos excelentes niveles de determinación, disciplina, constancia y dedicación.